Recomendada. Notas. La butaca te incomoda con Jagten

Jagten/La cacería (2012) de Thomas Vinterberg

jagten-the-hunt-poster
En un pequeño pueblo donde todo parece funcionar de una manera bastante pasible y rutinaria. Donde todos los hombres son amigos y tienen esposas que son amigas entre ellas. Tienen hijos que van todos a la misma escuela.  Un jardín de infantes en donde Lucas (Mads Mikkelsen), nuestro protagonista, es el profesor y a la vez una especie de padre para todos estos niñxs que juegan constantemente con él.

Este pueblo pasible y este Lucas, bondadoso y querido por todos, se ven en peligro tras unas pocas palabras pronunciadas por una niña del jardín, la pequeña Klara. Ella afirmó haber visto el pene de Lucas. La dueña de la escuela fue la primer afectada las palabras. Luego, estas se fueron expandiendo por todos los vecinos como una especie de epidemia que Lucas nunca pudo contrarrestar. Nunca pudo evitar que lleguen a los oídos del padre de Klara, casualmente, su mejor amigo. Nunca pudo evitar que estas palabras cambien su vida para siempre.

Este es el quiebre de la película, acá ya entendemos hacía donde va a desembocar esta historia. Pero no es tan quiebre como uno cree o espera. Al contrario. La noticia va calando muy lentamente, no solo en los vecinos y amigos de Lucas, sino en su vida cotidiana y hasta en el interior de su casa. Como primera medida, en el jardín, le piden que se quede en su casa y espere hasta que esto avance del modo correcto.  Lucas todavía no se la cree. Su vida todavía no se vio turbada por un verdadero quiebre que hiera a lo profundo de su humanidad. Pero lo hará. Lo hará lenta y sigilosamente, como una epidemia, que luego de contagiada, empieza a empeorar. Empeora su relación con sus amigos, quienes lo dejan de lado. Empeora su relación con el pueblo, que aprende a odiarlo y detestarlo calificándolo como violador. Empeora su vida, que se vuelve un infierno constante.

the hunt_jagten_filmsandpies_005

Lo increíble de la película, es que nosotros, tanto como Lucas, sabemos que  lo que la niña dijo no es cierto. La ciudad se torna en su contra y los únicos que sabemos la verdad somo él y nosotros. Y una pequeña Klara que se asusta al ver cómo los adultos reaccionan sobre lo que ella contó. Ya de nada servirá que ella aclare que había dicho una mentira. Que Lucas no había hecho nada malo.

Esta situación pone al espectador en una cierta incomodidad imposible de sanar. La idea del violador es repudiada y detestada por todos. Es algo moralmente incorrecto y nadie nunca puede salir en defensa de un violador. Eso es lo que les sucede a los amigos de Lucas. Es impensado defender a un violador, porque su acto va en contra y hiere una ley moral básica de la construcción de la sociedad como la conocemos. La idea de lo sexual, ya como algo totalmente tabú en nuestras relaciones personales, llega a un extremo de prohibición cuando de la familia se trata. Cuando de los niños se trata. Prohibición con un castigo extremo. La violación de esta norma da pie al castigo más duro. Lucas es maltratado y golpeado por intentar comprar comida en un supermercado. El carnicero le da un golpe en la cara que le rompe la nariz. Esa agresión física sobre la humanidad de Lucas, está completamente justificada por todos los vecinos del pueblo. Al verlo como violador, el carnicero sabe que el pueblo avala que él le ropa la nariz. Es así como Lucas queda a un costado de cualquier ley escrita por nuestra sociedad. Queda apartado del orden social como lo conocemos. Los actos de brutalidad hacia él son justificados y entendidos por todos. Todos creemos que realmente se lo merece.

the hunt_jagten_filmsandpies_004

Ese es nuestro conflicto como espectadores. El estar del lado del violador. Y ver cómo su vida se turba injustamente, pero a la vez entendemos porque sucede. Entendemos la violencia que puede correr por las venas del padre de Klara y la reacción del resto de los padres de su jardín. the-huntLa película nos para entonces ante una brecha. Ante una encrucijada que no parece tener solución posible. “Los niños no suelen mentir” dicen todos.
El tema tampoco es que los niños mientan o no mientan, sino quizás la reacción inhumana de un hombre al romperle la cara de una trompada sin miedo a ser juzgado por su violencia. Incluso llegamos a prever que la vida de Lucas verdaderamente puede correr peligro.

La incomodidad se hace extrema cuando sentimos que es su palabra contra la de los niños. Es él diciendo que los niños mienten, y somos nosotros espectadores quienes decimos que Klara miente.  Es así como nuestras butacas se vuelven cada vez más incómodas. Porque este relato en manos de Thomas Vinterberg nos lleva a lugares que no esperábamos ir.little_girl_teacher_jagten_the_hunt_film_2012 Y sobre todo, en posiciones que no pensábamos tomar. Como la de enojarnos con Klara por no confesar su mentira a tiempo. O abrir nuestros brazos para defender a Lucas de las agresiones del carnicero.

Se abren varias preguntas: ¿No todos los acusados por violación son violadores? ¿Los niños a veces mienten? ¿Debemos esperar un veredicto antes de castigar al otro?

Todo esto puede ser cierto, el problema es que las posibilidades entre un si y un no, poseen una diferencia abismal. El “sí violó” y el “no violó”, no son simples afirmaciones. Detrás de una de ellas se encuentra el horror, y de la otra, una frase confusa de una niña con imaginación. ¿Vale la pena jugar con esa duda? Hay mucho que perder si la niña estaba diciendo la verdad.

La película logra una y otra vez, ponernos en una encrucijada sin salida. Cualquier camino que elijas te traiciona y quizás termines optando el mismo que el resto del pueblo, sólo por el miedo a equivocarte.  Lucas es quien no puede escapar a la encrucijada. Lucas es quién pagará las consecuencias.

Recomendada.

Ficha técnica:

Jagten/La cacería (2012)

Director: Thomas Vinterberg
Guionistas: Tobias Lindholm y Thomas Vinterberg
Actores: Mads Mikkelsen, Thomas Bo Larsen, Annika Wedderkopp

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s